Ban-nota139

Espacios para la expresión musical

Ingrid M. Tinoco-Berrios* y Melisa Echavarria Ostos

21 de agosto de 2019


El pasado jueves, José Francisco Vallejo Macías, guitarrista y estudiante de la maestría en interpretación musical de la UNAM, inauguró el ciclo de conciertos Gradiente musical, dentro de los Jueves de Música del Centro de Ciencias de la Complejidad (C3) de la UNAM.

#GradienteMusical busca que el público pueda escuchar la propuesta de músicos “que cuentan con una amplia trayectoria”, pero también abrir el espacio a “músicos muy jóvenes que están comenzando su carrera artística con mucho ímpetu”, explicó en entrevista Aleyda Moreno Ramírez, compositora y coordinadora del ciclo.

not139

Guitarra clásica

Durante su presentación sonaron las notas de una danza viva de fandango, una melodía con toques fúnebres y una pieza más impresionista. Vallejo decidió enfocarse en obras creadas por compositores españoles del siglo XX.

“Dentro de mi repertorio hay mucho repertorio español”, dijo el ganador del segundo lugar en el V Concurso Nacional de Guitarra del Conservatorio Nacional de Música en 2016 . “Hay obras canónicas muy hermosas que es interesante compartir con el público”. Dichas obras representan un período muy importante para la composición e interpretación en guitarra ya que fue justo durante el siglo XX cuando surgen una gran variedad de estilos que permitieron la consolidación de la guitarra como instrumento de concierto y no sólo como un instrumento utilizado en música popular.

Vallejo comenzó su recital con la Suite Castellana de Federico Moreno Torroba, la cual, de acuerdo al intérprete, representa “una gran complejidad técnica”.

Propuestas emergentes

Tanto Vallejo como Aleyda Moreno consideran que es fundamental que los músicos puedan compartir el producto de todas sus horas de estudio y ensayos. El problema que enfrentan, sin embargo, es “¿cómo y dónde difundir el trabajo artístico de tantos músicos?”, explicó en entrevista Moreno.

Existen muchas propuestas musicales emergentes pero pocos espacios disponibles. Esto es especialmente cierto para la música de concierto (“clásica”) que “es la que más batalla para encontrar un espacio de presentación”. Para la compositora, quien también toca el piano y música electrónica, es fundamental “el surgimiento de nuevos espacios independientes y autogestivos para las manifestaciones artísticas de las generaciones más jóvenes con una forma de ver el mundo muy distinta”. Para la curadora de #GradienteMusical, esos espacios nunca son suficientes.

Finalmente, Moreno destacó que otras problemáticas ligadas a la falta de espacios, es que haya una mayor equidad de género en los programas de música de concierto donde predominan las “obras creadas por hombres” y que los músicos puedan tener una remuneración por el valor de su trabajo. “Aquí y en todo el mundo, vivir de la música no es nada fácil, hay que moverse mucho, tocar muchas puertas”.

Espacio de encuentro

El ciclo de música emergente se presenta dos jueves de cada mes, hasta noviembre, en el Centro de Ciencias de la Complejidad (C3) de la UNAM y la entrada es libre. La programación incluye “música clásica, contemporánea, de improvisación libre y electrónica”. El próximo concierto será el jueves 29 de agosto.

*Becario/a del Programa UNAM-DGAPA-PAPIME PE308217

Descargar el pdf